Review Samsung Galaxy S21 5G: adiós a la pantalla curva con diseño, cámaras y potencia renovada

La nueva familia Galaxy S21 está entre nosotros y en Cultura Geek probamos al menor de los hermanos, el Galaxy S21 5G. Conoce todos los detalles de este dispositivo ideal para quienes buscan un diseño más pequeño y una potencia sobresaliente.

Galaxy S21

Samsung lanzó finalmente al mercado sus nuevos dispositivos de la Serie S, se trata de los Galaxy S21, S21 Plus y S21 Ultra, todos con tecnología 5G por primera vez en la Argentina. En Cultura Geek pusimos a prueba al menor de los tres hermanos, el Galaxy S21 5G, un smartphone que llega con un diseño renovado, una potencia que se destaca y una gran autonomía. ¿Pero vale la pena dar el salto de la generación anterior? todo en esta review.

DISEÑO

El Galaxy S21 5G sorprende por su diseño sencillo, pero al mismo tiempo elegante. Samsung asumió que el gran bloque de cámaras no se iba a ir en el futuro cercano y decidió poner a trabajar al equipo de diseño en una manera de integrarlo elegantemente. Así nació este nuevo bloque lateral de cámaras, que le da una forma única y a la vez llamativa, sin desentonar con el resto del equipo.

A simple vista el Galaxy S21 5G tiene un acabado premium, pero los materiales nos llaman la atención. Samsung optó por incorporar un cuerpo y bordes de aluminio; y una pantalla de cristal Corning Gorilla Glass Victus, el más resistente del mercado según la empresa surcoreana. Sin embargo, en la parte trasera nos encontramos con plástico, o lo que la compañía denomina glasstic, una unión entre cristal y plástico. No caben dudas que es un material raro de encontrar en un dispositivo de esta gama, más aún que estamos ante un smartphone que cuesta unos 800 dólares y más de 100 mil pesos en Argentina. 

Un detalle que podría jugar en contra al tener en la parte trasera “Glasstic” es que resulta más propenso a los rayones, pero más resistente a las caídas que el Gorilla Glass. Además, no se notan las huellas. Cabe destacar por otro lado, que se siente firme al agarre, aunque al principio puede resultar un poco resbaladizo si sos de los valientes que lo van a usar sin funda y que si se cae vamos a lastimarlo todo…aunque las pruebas de resistencia ya probaron lo contrario.

Continuando con el diseño del Galaxy S21 5G, en el lateral derecho tenemos el control de volumen y un botón de acceso directo a Bixby. Si, si bien Samsung se despidió del botón “Bixby” (o accesos directos) en la generación S20,  esta de regresó de forma oculta en esta generación.

Galaxy S21

El botón debajo del control de volumen sirve para acceder a cualquier app que configuremos o al asistente de voz de Samsung. Pero ¿Cómo apagamos o reiniciamos el dispositivo? ahora deberás apretar volumen abajo y el botón de acceso directo al mismo tiempo o bien, abrir las opciones superiores y seleccionar el botón de apagado. Caso contrario, también podrás volver a configurarlo para que solo funcione como encendido/apagado.

Pasando al borde superior del dispositivo nos encontramos con dos micrófonos y en el inferior se ubican la bandeja para dos tarjetas SIM Nano, un micrófono, el conector USB Type-C y la salida del altavoz externo primario. Por otro lado, el Galaxy S21 5G cuenta con un altavoz de llamadas que se ubica en la parte frontal. No tiene manera de expandir la memoria via Micro SD como generaciones anteriores.

En la parte trasera del nuevo smartphone Samsung tenemos a pocos centímetros del borde inferior el nombre de la compañía. Por otro lado, nos encontramos con un nuevo módulo de cámara compuesto de tres sensor que, si bien es rectangular como en la Serie S20, esta “pegado” al borde izquierdo. Sin embargo, este modulo sobresale unos milímetros y al apoyarlo sobre cualquier superficie plana se nota un leve movimiento, no como sucedía con el Galaxy S20 Ultra.

Algunos detalles que siempre va a hacernos quejarnos un poco es por ejemplo, la falta del conector Jack 3.5 mm. Sin dudas se trata de una decisión comercial, ya que Samsung hace tiempo solo lanza auriculares inalámbricos… La realidad es que para aquellos que salten al S21 si o si tendrán que pensar en adquirir unos auriculares inalámbricos o bien comprar un adaptador Jack 3.5 mm a USB Type-C.

PANTALLA

Nos encontramos con un panel Infinity-O Dynamic AMOLED x2 de 6.2 pulgadas con 120Hz, HDR+, 1300 nits (100 más que el S20), una resolución de 1080 x 2400 pixeles, 20:9 de ratio y 449 PPI. Sin dudas una de las más rendidoras pantallas del mercado.  Los 120hz ahora son en todas las resoluciones, y de manera dinámica, por lo que cuando no usemos el refresco, podrá descender hasta 1hz para evitar el consumo excesivo de batería.

Por otro lado, nos encontramos con una novedad, Samsung desecha las curvas y le da la bienvenida nuevamente al diseño flat. A pesar de que el formato es totalmente recto se nota un ligero efecto 2.5D en los bordes y seguimos con los atajos al deslizar hacia la izquierda. 

El Galaxy S21 5G aprovecha toda su parte frontal, la pantalla ocupa casi toda su superficie siendo un 87.2 por ciento la relación de cuerpo-pantalla. Los marcos de este smartphone son ultra reducidos y tienen el mismo espesor en todos sus laterales. No tendremos ningún tipo de interferencia a la hora de visualizar contenido o navegar, a excepción de la mini perforación de 3 mm de diámetro cerca del borde superior donde se oculta la lente selfie. El diseño está cada vez mejor y Samsung se destaca por ello.

En lo que respecta a su uso, la resolución, a pesar de que es inferior a la de su antecesor (era 1440 x 3200 pixels en el s20) es suficiente para visualizar cualquier tipo de contenido. El contraste que ofrece el display del S21 5G es sumamente alto, la nitidez es excelente, la saturación puede considerarse un poco alta, pero nada que nos quite el sueño y que no se pueda configurar al gusto de cada ojo. 

Por otro lado, los colores están bien saturados, con un gran realismo y lo mejor es que sea cual sea el ángulo que veamos la pantalla no perderemos capacidad visual. Samsung, cómo casi siempre en todos sus dispositivos, nos permite personalizar la temperatura y contraste del color a través de sus opciones de ajustes.

Galaxy S21

Un detalle no menor es que el brillo del Galaxy S21 es lo suficientemente alto (1300 nits) por lo que no tendremos dificultad para utilizar el smartphones en cualquier tipo de condición de luz en la que nos encontremos. Por supuesto, en este dispositivo contaremos con la opción de brillo adaptable, que realmente funciona bien y se ajusta rápidamente.

El Galaxy S21 5G cuenta con un contraste de 2M:1 y soporte para HDR10+, además cuenta con certificación Eye Care TÜV Rheinland. La pantalla del Galaxy S21 5G sin dudas se destaca, además, en la parte inferior tenemos el renovador y más grande lector de huella que funciona a la perfección. 

RENDIMIENTO

Pasando el motor que mueve el Galaxy S21 5G, tenemos un Exynos 2100 de 5nm, la versión internacional y la que probamos; sin embargo en Estados Unidos y China se comercializa con el Qualcomm Snapdragon 888.

Podés ver la comparación entre ambos chipsets en esta nota de Cultura Geek

Este chipset Exynos esta acompañado por una memoria RAM de 8GB DDR5 y un almacenamiento interno de 128GB, aunque tendremos opciones de 256GB de almacenamiento, sin bandeja para tarjeta microSD, uno de los fuertes puntos bajos de este S21.

El mayor problema que se siente de la mano de Samsung es querer parecerse a Apple no solo en lo mejor, sino también en lo peor. La falta de expansión SD, el fin del jack de auriculares y el fin de los cargadores en caja (que te hablaremos más adelante) son sin dudas las peores tendencias que marca Apple y que Samsung sigue al pié de la letra.

El Galaxy S21 5G ofrece un gran rendimiento a nivel general, los tiempos de respuesta son realmente rápidos, incluso compite directamente con el Galaxy S20 Ultra… a pesar de ser el hermano menor de la generación. Por supuesto el Android 10 y el sistema operativo One UI 3.1 proporcionan mucha más fluidez, ya sea para jugar, reiniciar el dispositivo o encenderlo, o bien para ejecutar cualquier aplicación. 

En ningún momento se nota algún tipo de titubeo al abrir aplicaciones de exigencia gráfica, ya sea algún procesador de imagen o videojuego. Por otro lado, no se percibe un sobrecalentamiento en el dispositivo por más que estemos jugando durante dos horas seguidas o escuchando música. Esto fue lo que se le criticó siempre a Exynos sobre Snapdragon, que en esta generación se emparejó bastante el rendimiento en el uso de corto plazo. 

Galaxy S21

Con respecto al desempeño gráfico pudimos jugar al Call of Duty Mobile, en primera instancia con una configuración en Alta-Alta y un nivel de detalle realista y en 90 FPS. El desempeño en general fue sumamente fluido, sin lag, con un nivel de detalle sumamente interesante. El dispositivo en ningún momento se sobre calentó y nos permitió largas sesiones de juegos.

Sin embargo, lo interesante es que podemos configurar tranquilamente los gráficos al máximo, incluso agregando sombras y todos los detalles que nos permite el juego obteniendo una experiencia fluida y con un mayor nivel de detalle. En esta ocasión pudimos verificar que el Galaxy S21 5G si se sobrecaliente más de lo habitual, pero nada que nos preocupe.

AUTONOMÍA

La autonomía del Galaxy S21 5G hay un detalle no menor, y que no podemos dejar pasar por alto, es que no trae cargador incluido en su packaging, solo un cable USB Type-C en ambos extremos. Si bien a algunos quizás no les resulte relevante el detalle, la realidad es que la mayoría de las personas esperan dos o más generaciones para cambiar su smartphone, es decir seguramente si tenés un S20 este año no optes por pasar a un S21, aunque en este caso no habría diferencia ya que ambos cargan a 25W y tienen cargador USB C.

Galaxy S21

Sin embargo, todo cambia si queres pasar a un Galaxy S21 teniendo un Galaxy S10+, por ejemplo. El cargador del S10+ tiene USB macho a USB C y carga a 15W. En primera instancia tendremos una limitación en la velocidad de carga de la batería, si bien esta demora una hora y 20 minutos en completar su carga, podría tardar mucho menos. Pero el otro inconveniente que es que si optamos por deshacernos de nuestro smartphone (es decir venderlo) si o si tendremos que adquirir un cargador (original) aparte, los cuales rondan entre los 3000 y 5000 pesos. Samsung en sus promociones aclara que puede conseguirse un cargador gratis, pero que no venga en la caja ya de por si es un trastorno para el comprador.

Pero pasando a lo importante, la batería del Galaxy S21 5G es de 4.000 mAh, posee carga inalámbrica (el destino al que quieren mandarnos las empresas de celulares y deshacerse de los puertos) y la posibilidad de compartir batería con dispositivos compatibles. En este dispositivo no tendremos que preocuparnos por llevar con nosotros el cargador ya que la batería rinde para todo el día sin ningún problema.

Durante la prueba se utilizó una configuración de fábrica, con la pantalla en 120Hz adaptable, GPS, Red y Wifi encendidos. Por supuesto durante nuestra jornada, que inició a las 8 de la mañana, utilizamos las redes sociales, WhatsApp, Spotify y algunas partidas al Call of Duty Mobile o al Need For Speed. El resultado fue terminar el día a las 02 de la mañana aún con un 34 por ciento de batería.

Otra de las pruebas que realizamos, con el uso normal desde las 8 de la mañana, reproducir música en Spotify durante 4 horas y transmitirla al mismo tiempo por bluetooth… todo esto solo con la red de telefonía. El resultado nuevamente fue sorprendente, otra vez volvimos a terminar el día con un 30 por ciento de batería.

Realmente Samsung mejoró el consumo energético en esta nueva generación ofreciendo de 20 a 25 horas con un uso bastante intenso, de 30 a 35 horas con un uso medio y de más de 48 horas con un uso sumamente bajo. Aún así, todo cambia cuando la configuración pasa a 60Hz, los tiempos de autonomía varían mucho, y a ser de casi 4 días con un consumo totalmente menor. Realmente impresionante avance en comparación a generaciones anteriores.

CÁMARA

Empezando por las especificaciones técnicas, el módulo principal esta compuesto por tres lentes. El primero de ellos es un sensor principal wide de 12 MP, con apertura de f/1.8, un tamaño del sensor de 1/1.76 pulgadas, un ángulo de 79 grados, estabilización de imagen óptica (OIS) y enfoque Dual Pixel de alta velocidad.

Galaxy S21

El segundo lente del Galaxy S21 5G es un ultra wide, también de 12 MP, con un tamaño de píxeles de 1,4 μm, apertura f/2.2 y amplitud de 120 grados. Por último, nos encontramos con un objetivo telefoto de 64 MP con 0,8 μm tamaño de fotodiodos, una apertura de f/2.0, un ángulo de 76 grados, zoom 3x (óptico/híbrido), zoom digital de hasta 30x y estabilización de imagen óptica (OIS).

Como es costumbre, Samsung nos trae diferentes modos de fotografía. Dentro de ellos podemos encontrar: toma única, obtura varias imágenes con todas las cámaras y también vídeo mediante un único disparo; modo noche, modo Profesional, captura panorámica, y el modo comida, ideal para los instagramers.

Con respecto a las opciones de video tenemos los modos de Dibujos AR, donde podremos escanear un área y dibujar o escribir con los diferentes modelos de pincel. Luego nos encontramos con los clásicos video retrato, superlenta (hasta 960 fps en 720p), lenta (hasta 240 fps) e hiperlapso. Sin embargo, eso no es todo porque Samsung también añadió el modo de grabación de perspectiva de director, en donde podemos utilizar los cuatro lentes para grabar e ir cambiando sin utilizar el zoom manual; y la opción de video profesional.

El Galaxy S21 5G realmente tiene un excelente desempeño, sea cual sea el lente que optemos por utilizar el resultado será sorprendentes. Los colores se ven bien saturados, con un buen nivel de contraste, una buena exposición y gran nitidez. Si bien pareciera que el tiempo de obturación es un poco largo y que la imagen nos salió “movida”, la realidad es que es todo lo contrario.

Por otro lado, también podremos cambiar el tipo de formato que queremos utilizar, ya que los 64MP, tiene limitante en el zoom, llegando solo a 6x. Sin embargo, esta cámara no aprovecha al máximo su potencial, ya sea que tengamos una buena iluminación o poco, el ruido esta muy presente y la necesidad de un trípode para obturar es absoluta.

Galaxy S21

Cuando utilizamos la lente wide de unos sorprendentes 12 MPX dual pixel para un wide, la calidad de imagen es sumamente destacable, incluso obturando con un zoom de 30x podremos obtener un buen acercamiento y una fotografía lo bastante decente y con un foco mejorado por la tecnología dual pixel. Si somos ultra detallistas, igualmente, tendremos que utilizar un trípode para mantener la estabilidad y mejorar la nitidez.

Por último, el modo nocturno realmente nos ayuda bastante en situaciones de baja luminosidad, no tendremos una sobreexposición como suele presentarse en dispositivos de la competencia. De todas formas podremos optar por utilizarlo o no, ya que sin este la cámara del Galaxy S21 5G tiene un excelente desempeño, el ruido no se hace presente a menos que abusemos demasiado del zoom.

Pasando a la interesante opción de video profesional que introdujo Samsung en esta nueva serie, realmente nos brinda opciones para mejorar nuestro video. Por un lado, tendremos la posibilidad de configurar todo como si estuviéramos hablando de la fotografía Pro, como el ISO, el balance de blance, la apertura del objetivo y más. Lo interesante acá es que podremos seleccionar en qué calidad queremos grabar, teniendo opción de hasta 8K; y los micrófonos que queremos utilizar, aunque el 8K de video en un teléfono de 128GB no expansible es altamente absurdo ya que completaremos la memoria en minutos.

Galaxy S21

Llegando al último ítem de este análisis, tenemos la cámara frontal de 10 MP de 1,22 μm el tamaño de los fotodiodos, una apertura f/2.2, un ángulo de 80 grados y enfoque automático Dual Pixel. La lente selfie realmente posee la misma rapidez y efectividad que los sensores traseros.

Con esta cámara podremos obtener un gran nivel de detalle, algo que no solía suceder si se comparaba con las lentes principales. Los colores están bien definidos, la nitidez está presente en todas la imágenes, aún estando en situación de poca luminosidad aunque no en la penumbra.

CONCLUSIÓN

El menor de los smartphones de la Serie S21 es sin dudas un dispositivo ideal para quienes busquen potencia, un gran rendimiento, una autonomía para días, una cámara que realmente proporcione imágenes de calidad pero que no quieren un teléfono grande en tamaño.

No hay dudas que el diseño atraerá a muchos que abandonaron la serie S debido a sus bordes redondeados y molestara a otros por no incluir cargador ni auriculares, ni Micro SD, ni jack 3.5mm, detalles empujados por la tendencia inalámbrica del mercado.

Vendrá en colores mate Phantom Gray, Phantom White, Phantom Violet y Phantom Pink y se puede conseguir a 119.999 pesos con promociones que incluyen kits de regalos con auriculares y cargador incluídos que podés ver en esta nota.

Comenta!