¿Cómo saber si hackearon tu email y tienen tus passwords?

En Cultura Geek te presentamos una herramienta gratuita para saber si hackearon tu cuenta y qué hacer. Enterate de los detalles ¡en esta nota!

Como saber si me hackearon

Existe la posibilidad de que cuando salgas a la calle pase un ladrón y te robe la billetera. Sin embargo, también es probable que esa billetera no tenga dinero en efectivo, por lo que nuestra angustia pasaría más por el lado de hacer los trámites por el documento de identidad o las tarjetas bancarias que otra cosa.

El mundo se está digitalizando. Estudiamos, trabajamos, compramos desde la comodidad de nuestra casa gracias al acceso a múltiples plataformas digitales. Y cuando llega el momento de ocio, también consultamos en internet para conseguir nueva música, ver películas, series o jugar videojuegos.

En internet está todo, es cierto. Pero eso también incluye muchos de nuestros datos más privados. No sólo los que registramos manualmente en una red social, sino aquellos que son recopilados de manera indirecta a través del seguimiento por voz o el uso de cookies, por ejemplo.

Hay más de una plataforma digital que podría contener nuestro nombre, apellido, documento, número de celular, domicilio, tarjeta de crédito e incluso saber qué es lo que nos gustaría comprar.

Como saber si me hackearon

¿Qué pasaría si una de esas plataformas es hackeada, exponiendo nuestros datos? Si la base de datos de usuarios es vulnerada, es probable que la información se publique en foros con el objetivo de que personas con malas intenciones hagan pasar un mal momento a los usuarios despistados.

RELACIONADO  Hackeo a HBO: filtran teléfonos y direcciones de los actores de Game of Thrones

Por suerte, existe una herramienta gratuita para descubrir si nuestro correo fue utilizado en una plataforma que sufrió una filtración de información: a través de la web “;–have i been pwned?”.

Como saber si me hackearon

Ingresando nuestro correo electrónico en dicho sitio web, sabremos si éste fue registrado en una plataforma vulnerada. En pocos segundos, “Have I been pwned?” nos dará la respuesta positiva o negativa. En el caso de la primera, nos detallará en qué páginas se filtraron los datos a modo de precaución para la próxima vez.

Se ha filtrado información

Como saber si me hackearon

En el caso de que se haya filtrado información a través del correo electrónico ingresado, deberías encender alarmas, pero sin alcanzar la desesperación. A continuación, te brindaremos algunos consejos para que te mantengas con seguridad en internet.

RELACIONADO  ¿Funcionan realmente las aplicaciones que limpian tu smartphone?

Como dijimos al principio de esta nota: es probable que lo más molesto de que te roben la billetera en la calle es tener que tramitar todos los documentos que contenía. Pero hoy en día, si te pueden robar, lo harán a través de medios digitales. El ladrón puede conseguir tus datos si es que han sido filtrados o puede realizar engaños a través de correo electrónico.

Como saber si me hackearon

El primer consejo que te damos para que puedas evitar un mal momento es que, a la hora de registrarte, consultes bien la procedencia de la página: si contiene HTTPS en su dirección URL es un buen comienzo, pero tampoco es señal para liberar la confianza.

HTTPS (con un candado antes del “www”) significa que los datos que ingresamos en la página están siendo encriptados entre ambas partes. No obstante, hay que prestar atención a la URL que sigue.

Como saber si me hackearon

Por ejemplo, si vamos a Facebook, la URL debería decir “https://www.facebook.com” y NO “https://www.facebo0k.com” o “https://www.f4cebook.com”. Con esos cambios sutiles, millones de personas pueden llegar a caer en el robo de datos, sobre todo porque suelen replicar el diseño de la original.

RELACIONADO  Locky ransomware: el virus que encripta tus datos y pide un re$cate

Entonces: siempre verificar que la URL se mantenga bajo el protocolo HTTPS y que además sea la original. No siempre basta con darle clic al primer enlace de Google, porque en algunos casos podría ser un anuncio que nos redirige a una página con intenciones de robos de datos. Todo puede pasar.

Como saber si me hackearon

El segundo consejo está relacionado con la contraseña que usamos en nuestros registros: nunca (pero nunca) tiene que ser algo personal como tu nombre, apellido o PIN de la cuenta bancaria.

RELACIONADO  Personal e Intel : Antivirus y seguridad para tus equipos

Sí, sabemos bien que, por comodidad, muchas veces se ingresan contraseñas cortas. Nuestro consejo es que mezcles siempre palabras con números. Por ejemplo: el nombre de tu primera mascota + los primeros cuatro números de tu celular, si podes incluso mezclar los dígitos, mejor.

Si te animas a ir un poco más allá: utiliza una contraseña completamente ilegible que no recordarías nunca. Eso sí: anotala en un papel y procurá guardarla en el navegador de TU computadora personal.

Además, aconsejamos el uso de contraseñas distintas para cada registro, de modo que, si te llegan a robar los datos, sea solo de una cuenta y no de tu vida entera en internet.

Como saber si me hackearon

Por otro lado, es indispensable activar el “Factor de autenticación en dos pasos”, siempre que esté disponible. Esto método consiste en ingresar nuestro número de celular en la plataforma para que, al momento de iniciar sesión se envíe una verificación de identidad al smartphone. Al ser nuestro, solo nosotros podemos confirmar nuestra identidad.

RELACIONADO  ¿El fin de las contraseñas escritas? Un nuevo programa logra hackear cualquier password

También hay plataformas que permiten añadir preguntas de seguridad que solo conoceríamos nosotros o disponen de códigos que se generan una sola vez, los cuales sirven para cambiar los datos más importantes de la cuenta. En el caso de este último, recomendamos hacer una o más copias en papel y guardarlas en un lugar seguro.

Como saber si me hackearon

Un último consejo para no caer en el robo de datos en internet es: seguir siendo atento, pero esta vez, en el mismo correo electrónico. Una vez que nos registramos en una página de dudosa procedencia, puede existir la probabilidad de que nuestro correo se haya vendido a una base de datos para agencias de publicidad (de aún más dudosa procedencia).

La casilla de correo no deseado (SPAM) suele detectar a los buitres del internet que, por supuesto, no deberíamos hacer caso. Son aquellos que nos bombardean con ofertas en algún producto aleatorio (en la pandemia está siendo común los correos de venta de barbijos, respiradores, etcétera).

Unas falsas ofertas se pueden ignorar fácilmente, pero también es común que nos lleguen correos afirmando que nuestra cuenta ha sido vulnerada en alguna plataforma. Generalmente se usan empresas conocidas como Netflix, Spotify o PayPal. Sucede lo mismo con entidades bancarias, aunque se prefiere mencionar solo la compañía de la tarjeta: Visa o Mastercard.

RELACIONADO  CleanMyPC: el software para limpiar y optimizar tu computadora con un par de clicks

En todo caso, ante la duda, jamás (repetimos: jamás) hagas clic en un correo que te pide cambiar contraseña, PIN o cualquier dato importante. Lo que deberías hacer para quedarte seguro/a es ingresar manualmente a la plataforma, verificando que esté todo bien.

Casos como Netflix suelen detallar la cantidad de cuentas que han sido registradas e incluso la dirección IP. Asimismo, suele notificar al dueño de la cuenta cada vez que alguien inicia sesión. Hay que estar atento a estos datos para no caer en la trampa.

Hay un punto que suele pasar desapercibido, pero es importante destacarlo: controlar a los más pequeños. Hoy en día podemos encontrar a niños menores de edad usando libremente dispositivos para navegar en internet o jugar a videojuegos en línea. Es importante controlar sus actividades, no solo por la exposición que pueden llegar a tener en internet, sino porque pueden caer en el engaño de “Pasame tu cuenta y te regalo ‘XXXX’ monedas para tu videojuego” o similares.

Nueva Temporada de Fortnite Cultura Geek

Tenemos que comprender que no todos los videojuegos o plataformas digitales se pueden liberar para niños de cualquier edad. Es necesario un seguimiento, una comunicación y una enseñanza en cualquiera de los casos posibles.

Navegar con precaución basta para que no seamos víctimas de un robo de datos. Podemos complementar nuestra actividad con un buen antivirus, pero en última instancia somos nosotros los que debemos frenar el clic en una página falsa o una advertencia de correo electrónico con malas intenciones.

Comenta!