Review UFC 3: Piñas van, piñas vienen, nuestro representante se entretiene

Finalmente llegó a nuestras manos el UFC 3 y luego de largas sesiones de piñas y diversión te contamos todo lo que esta nueva entrega tiene para vos, ¡en esta nota!

EA Sports dejó muy claro con UFC 3 que cuando de deportes se trata, su atención hasta en los más mínimos detalles está enfocada como un rayo láser. Este es un juego de artes marciales mixtas lleno de detalles pensados para los fanáticos.

Piñas, patadas, agarres, técnicas especiales y movimientos específicos de luchadores legendarios están a nuestra disposición es UFC 3, ofreciéndonos un sistema de juego muy técnico (pero a la vez fácil de aprender) que nos llevará a elegir nuestro estilo de pelea y explotarlo al máximo.

En esta ocasión, UFC 3 viene cargado de contenido, ya que no sólo cuenta con una gran cantidad y variedad de modos de juego pasando desde un modo donde armamos nuestro propio equipo de contendientes para luchar online y mejorarlo paso a paso (Ultimate Team) hasta un modo donde cualquier golpe puede noquearnos (Knock Out Mode).

Y en la variedad es donde está el gusto, porque la cantidad de modos nos permite disfrutar de cada uno de los atributos de UFC 3 sin que nos detengamos en alguno que quizá no va con nosotros es enorme, por ejemplo podemos jugar modos de pelea sin sumisión o combates que solamente puedan ganarse con agarres.

RELACIONADO: Review FIFA 18: el pulido de una joya

Y para hacernos sentir los golpes (sin arruinar nuestro hermoso rostro), UFC 3 cuenta con un sistema RPM (Real Player Motion) que permite que más de 5000 animaciones estén almacenadas y sean activadas en los momentos ideales, para que el peso, la caída y los movimientos de nuestros personajes sea casi palpable.

Este sistema se aprecia en todo su esplendor cada vez que realizamos (o nos comemos) un Knock Out, ya que podemos ver y sentir el peso de la otra persona cayendo luego de que un furioso golpe le apague el sistema operativo. Esto va a hacer que más de una vez en plena gresca virtual gritemos “¡Uh!, ¡Ahhhh!, ¡No!“, olvidándonos completamente del hecho que estamos jugando UFC 3 y no viendo una pelea en vivo.

El sistema de combate es muy intuitivo y varía según el modo que más te guste usar, por ejemplo si te gusta más tirar piñas o patadas las combinaciones con L1 (LB) y R1 (RB) y los botones de patadas van a resultar en golpes directos, a la cabeza, al cuerpo o hasta increíbles patadas giratorias que pueden noquear a nuestro contrincante si se descuidó tan solo un segundo.

Ahora, si lo que te gusta son las sumisiones, el juego cambia casi completamente, ya que tenemos que adoptar una jugabilidad más estratégica y esperar al momento correcto para lanzarnos hacia nuestro contrincante y tirarlo al suelo, para luego administrar nuestra stamina con los diferentes agarres y elegir, según lo que estemos viendo, el mejor curso de acción.

Las peleas básicamente se separan en lucha parados, lucha agarrados y lona. Cuando la pelea es parados, es tan básico como se oye: piñas, patadas, fintas, cubrirse y esperar a que el contrincante deje un espacio abierto para buscar el Knock Out. En este aspecto, un mal movimiento podría mandarte directo a las duchas, ya que si no calculás bien tus golpes y quedás abierto a un contraataque, probablemente te noqueen con ese golpe.

Cuando luchás agarrado y de pie la clave está en controlar la stamina para poder dar buenos rodillazos, cubrirse de los contraataques del contrincante, y dominar la batalla de agarres ya sea haciendo una sumisión de pie o mandarlo a la lona para ya directamente cambiar a la lucha en el suelo.

RELACIONADO: El Manchester City agranda su equipo de eSports

En el suelo ya directamente tenés que prestarle toda tu atención a la stamina y al movimiento del contrincante. Cuando lo tenés subyugado por una toma, una lista de opciones (dependiendo la posición de ambos luchadores) aparecerá en la esquina izquierda de la pantalla. Esas opciones son las diferentes tomas disponibles y las elegiremos apuntando con la palanca en la dirección deseada hasta que se llene la barra.

Al completarse la barra (si es que el contrincante no se libró de la toma), los luchadores cambiarán a la posición seleccionada y una nueva serie de tomas aparecerán disponibles. Si elegimos bien nuestras cartas, finalmente llegaremos al modo sumisión, donde deberemos movernos al contrario de nuestro oponente para poder sellar el combate con una llave y ganar por sumisión.

RELACIONADO: La MLS se une oficialmente al mundo de los eSports

Esta última forma de pelear es la más estratégica y difícil de dominar, pero también la que mejores resultados ofrece si aprendemos a dominarla, ya que con una buena combinación de llaves podemos tener la lucha en nuestro bolsillo en cuestión de segundos.

Y aunque con lo que UFC 3 ofrece hasta el momento es más que suficiente, es en el Career Mode donde sentimos que el juego fue pulido hasta que brilló con intensidad propia.

RELACIONADO: Overwatch League – todo lo que tenés que saber del torneo de esports más grande

En este modo no sólo nos crearemos a nuestro propio luchador con las aptitudes, apariencia, personalidad y modo de combate que más nos guste, sino que empezaremos desde cero y construiremos una leyenda.

Esto se nota mucho paso a paso gracias a que no sólo tenemos que entrenar entre evento y evento para subir nuestros stats, sino que además tendremos que hacer buenas peras con nuestros followers. Esto se logra yendo a meets and greets, firmando autógrafos, limpiando el gimnasio después de usarlo e incluso respondiendo a las amenazas virtuales de nuestros contrincantes de forma respetuosa y amistosa.

La profundidad que tiene el modo carrera de hacerte sentir que cada paso que das con esfuerzo es recompensado, se ve en cada momento. Porque la atención a los detalles en cosas como lesionarte y recibir penalizaciones si entrenás mucho o que tus contrincantes te respeten si limpiás el gimnasio y tenés un espíritu deportivo honorable (por ejemplo, no bardeando a tus contrincantes en redes sociales o en conferencias de prensa), hacen de este juego uno repleto de diversión y rejugabilidad.

Cuando nos encontramos ante un juego como el UFC 3, sentimos que ya se aleja de ser meramente un juego de deportes y pasa a ser una experiencia, una forma de vivir más desde adentro un mundo que de otra forma es ajeno a nosotros.

EA Sports realmente se lució con esta entrega, y se siente en cada minuto de gameplay, en cada replay y en cada técnica. UFC 3 saldrá a la venta el próximo 2 de febrero y estará disponible en Xbox One y PS4 a U$D 59.99.-

Comenta!