Review Final Fantasy VII Switch: el GOAT contraataca en un port para Nintendo

Final Fantasy VII, uno de los juegos más queridos de la historia, finalmente recibió su port para Switch con el que debuta en consolas de Nintendo. ¿Qué hay de nuevo y de viejo en este paquete? Enterate acá.

Final Fantasy nació como una de las grandes propuestas de Nintendo para diferenciarse de sus competidores como una saga de RPGs absolutamente única. La relación entre Squaresoft (creadores de la saga) y la gran N produjo algunas de las grandes joyas de los 80s y 90s, pero una serie de conflictos entre ambas empresas hizo que Final Fantasy VII lanzara como exclusivo de la nueva PlayStation. Ahora, tras 22 años de espera, los usuarios de Switch finalmente pueden disfrutar lo que muchos dieron a llamar el mejor juego de todos los tiempos.

HISTORIA

Final Fantasy VII es un JRPG de la etapa de oro del género, y a la vez reconocido como la joya de la corona del mismo. Si fuera futbolista, sería Maradona, y si fuera cantante, sería Freddie Mercury, pero en vez de eso fue una joya en 3 CDs que contaba la historia de un curioso grupo de aventureros.

En la ficción controlamos a un mercenario llamado Cloud que se une al grupo de eco-terroristas Avalanche, quienes combaten al gobierno mundial de facto – una mega corporación llamada Shinra, que tiene el monopolio de la explotación de un tipo de energía conocida como Mako. A Cloud lo acompaña un variado cast de 6 personajes más, y dos opcionales que podés desbloquear o no.

RELACIONADO – Review Final Fantasy IX en Xbox One y Switch: el clásico se mantiene vigente

PORT A NINTENDO

La versión que los usuarios de Switch reciben es un fiel port de lo que los usuarios de PlayStation disfrutamos allá por 1997. Esto quizás haga pensar que este lanzamiento es una cosa menor, y que no importa nada, y si fuera otro juego algo de razón tendrías, pero se trata de Final Fantasy VII. Este es considerado uno de los mejores juegos de la historia junto a titanes como Legend of Zelda: Ocarina of Time, Doom, Chrono Trigger, Metal Gear Solid, y más; y es además pionero del salto tecnológico que siguió a la era de los 16 bits.

Fue uno de los primeros juegos en mezclar gameplay con secuencias FMV (full-motion video), y de narrar una historia compleja, con líneas de diálogo e interacciones largas y reales entre personajes. No es que ningún JRPG haya hecho esto último antes, pero para la época era el que lo hizo mejor.

GAMEPLAY

A nivel gameplay, Final Fantasy VII tiene tres partes. En la que más tiempo vas a pasar es recorriendo el mundo, hablando con personajes y haciendo progresar la historia. Podés explorar un enorme mundo que se abre a las pocas horas de juego, y encontrar toda clase de misterios en muchísimas áreas del juego.

La segunda es el combate, por menú, donde controlamos a tres personajes a la vez y elegimos qué hace cada uno con su turno: ¿atacar con un arma? ¿curar a sus aliados? ¿Convocar criaturas a que ataquen?. La tercera y última parte del juego son los muchísimos minijuegos que hay disponibles, cada uno con sus propias reglas y recompensas que te dan más motivos para explorar y ver qué más encontrás.

RELACIONADO – Final Fantasy: Xbox One y Switch reciben una catarata de títulos nuevos

POR QUÉ ES UN CLÁSICO

Existen varios motivos que convirtieron a Final Fantasy VII en un clásico eterno, y la mayoría tiene que ver con su historia. La premisa inicial del juego se resuelve relativamente rápido para introducir a uno de los villanos más carismáticos de la historia del gaming, el terrible Sephiroth. Una gran porción del juego la pasaremos pisando sus talones, intentando explicar su relación con Cloud, y más.

Llegando a la mitad del juego, también hay un momento que la trama da un giro que todos conocemos y es super memorable – pero que no vamos a quemar en caso de que alguien no se lo haya espoileado y tenga ganas de jugar esta gema. Se trata de un clásico lleno de momentos memorables, diálogos para citar, e historia que simplemente es imposible de soltar una vez que te engancha.

¿QUÉ TIENE LA VERSIÓN DE SWITCH?

La versión de Switch conserva el gameplay original pero también todas las mejoras que ya vimos en las versiones de Steam y PlayStation 4. Existe un botón para acelerar el paso del tiempo, por ejemplo, bastante útil si necesitas subir un par de niveles antes de ingresar a la próxima área. También hay un setting para adquirir el máximo de oro o de experiencia.

Todo esto es opcional, y no molesta para nada – si querés podes jugarlo igual que en 1997, pero es una gran adición para adultos que ya no pueden pasar una tarde entera frente a la consola. Eso sí – también hay un par de bugs, como en la música que reinicia después de cada combate en vez de continuar por lo que la única forma de oír una pieza completa es pararte en el lugar. Esto necesita un parche urgente.

Con una banda de sonido épica y memorable, una historia que atrapa tanto como el primer día, y un sistema de combate que permite ponerse bastante creativo a medida que progresamos, Final Fantasy VII sigue siendo increíble.

Quizás sus gráficos ya no impresionen (admitamoslo, es un estilo de arte polémico cuanto menos) o quizás los giros argumentales se hayan hecho algo predecibles con el paso de los años pero sigue siendo una pieza de historia del gaming que vale la pena rejugar, y hasta que salta el remake para las nuevas consolas, esta es la que más opciones para personalizar la experiencia nos trae.

Ficha técnica

FECHA DE LANZAMIENTO 26 de marzo de 2019
DESARROLLADOR Square Enix
DISTRIBUIDOR Square Enix
PLATAFORMAS Switch

Comenta!