Xbox: la próxima generación hará foco en Xcloud, su servicio de streaming

El futuro de Xbox y la generación de consolas que viene hará foco en el streaming, de acuerdo a los últimos reportes que llegan de Microsoft. Enterate de lo que esto implica, y los primeros detalles, ¡acá!

Microsoft ya trabaja en la próxima generación de Xbox, de acuerdo a lo que reportaron en E3, y todo parece indicar que su nueva consola llegará en 2020. Sin embargo, y de acuerdo a Thurott, una parte interesante de lo que se viene será el foco en el streaming. La idea es lanzar más de una consola y que una se dedique pura y exclusivamente a esto.

La consola de streaming tendrá bajas características – lo básico como tareas de control, procesamiento de imagen y tareas en juego como detección de colisiones para regular latencia. Los juegos en sí correrán de forma parcial en la consola y la nube a la vez para así reducir la carga local y ofrecer un producto más económico pero que responda a las necesidades de los gamers. La próxima generación de Xbox tiene por nombre código Scarlett, y contará con un servicio conocido como Xcloud, que llevará un paso más allá su proyecto de crear un “Netflix para videojuegos“, que por ahora encabeza Xbox Game Pass.

RELACIONADO: Microsoft presentará nuevo hardware de Xbox el mes que viene

Fuentes dentro de Microsoft aseguran que desde la empresa trabajan en crear centros de datos capaz de realizar este proyecto. Por ahora, el experimento consiste en consolas modificadas en un servidor para mantener a los juegos en la nube en vez de máquinas locales donde se programa el juego, y de ahí hacer el streaming a los consumidores.

Este es un proyecto similar a lo que PlayStation hace con PlayStation Now, que permite jugar títulos de PS2, PS3 y PS4 en PC o las propias consolas de la marca. De este modo, Microsoft busca que varios dispositivos incluyendo smartphones puedan acceder a los juegos de alto calibre en su plataforma. La idea es pasar a un modelo donde se usen servicios de suscripción en vez de dedicarse puramente a las ventas de hardware y software. El plan parece funcionar, dado que Microsoft reveló una mejora del 39% desde que introdujo Xbox Game Pass.

Actualmente, la Xbox One está por detrás de sus competidores en términos de ventas, pero parece tener un plan para reinventarse en la próxima generación por medio de este plan de ofrecer juegos como servicios. Sin embargo, tendrá que competir con otros proveedores que tienen la misma idea tal como GeForce Now, PlayStation Now, Shadow, o Liquid Sky.

Comenta!