La compra de Microsoft a Activision Blizzard: Bobby Kotick dejaría la empresa al completarse la transición

Microsoft anunció que estaba trabajando en un acuerdo para comprar Activision Blizzard por 68.700 millones de dólares. La gran duda era que iba a pasar con el polémico CEO Bobby Kotick, te contamos lo que se sabe, en esta nota.

Microsoft Activision Blizzard

La empresa de videojuegos Activision Blizzard, últimamente rodeada de polémica y denuncias de acoso sexual, maltrato y discriminación, podría pasar a las manos del gigante de Microsoft. Si bien el trato no está cerrado, se está hablando de un acuerdo de 68.700 millones de dólares, en donde la compañía tecnológica pagaría $95 por acción en efectivo.

RELACIONADO  Microsoft compra Activision Blizzard ¿qué significa para el futuro de Xbox y Game Pass? / EXPLICATOR

No es ninguna novedad que Activision Blizzard sea un buen objetivo para que otra empresa crezca y se expanda en el área de los videojuegos. Después de todo, no nos olvidemos de que es un gran desarrollador y distribuidor de juegos y tiene en su poder a grandes y reconocidas franquicias, como Call of Duty, World of Warcraft, Diablo y Overwatch. Sin embargo, desde julio del año pasado, Activision Blizzard no está en su mejor momento y comprar esta compañía puede presentar algunos problemas legales y regulatorios para Microsoft.

Esta compra sería la más grande hasta la fecha para Microsoft, pero la adquisición de títulos tan grandes y populares ayudaría a expandir sus propias ofertas para Xbox, así que parece que lo vale. Si el acuerdo se cierra, el gigante tecnológico se convertiría en la tercera empresa de videojuegos más grande del mundo, posicionándose justo detrás de Tencent y Sony. Además, la compra de Activision Blizzard les serviría para continuar con la estrategia del director ejecutivo de Microsoft, Satya Nadella, la cual se centra en el contenido, la comunidad y el software en la nube.

Para reforzar su lista de estudios de juegos, Microsoft realizó varias adquisiciones. En 2020, compró a ZeniMax Media Inc. por 7.500 millones de dólares (la mayor compra de videojuegos de Microsoft en ese momento). En 2014, gastó 2.500 millones de dólares en Mojang, fabricante de Minecraft.

 

Activision Blizzard

El futuro de Bobby Kotick

Si bien la compra de Activision Blizzard ayudaría muchísimo a Microsoft con su expansión, el punto a tener en cuenta, y donde queda gran parte de la atención, es en Bobby Kotick, el director ejecutivo de Activision Blizzard, el cual mantendría su cargo sólo hasta que se cierre el trato según Bloomberg (aunque ninguna de las partes aún confirmó su salida en el supuesto junio de 2023). Tras la compra, lo que si aseguró Microsoft es que la empresa de videojuegos responderá a Phil Spencer, quien, como parte del acuerdo, fue ascendido a director ejecutivo de Microsoft Gaming.

Como decíamos antes, tener a Activision dentro de la empresa presentaría problemas legales para Microsoft. No solo adquiriría sus videojuegos sino también toda la polémica y denuncias que veía a travesando desde julio Activision Blizzard. Recordemos que una agencia estatal de California demandó a la compañía por prejuicio sexual y acusó al liderazgo de no tomar medidas para detener los malos actos. Después, la Comisión de Bolsa y Valores de EE. UU. inició su propia investigación sobre cómo la empresa manejó los informes de mala conducta. Estos controles seguramente pasen a todas las grandes empresas tecnológicas por el alcance y la influencia que tienen, aunque, una vez que se cierre el acuerdo entre Activision y Microsoft, no sorprendería que todos los ojos estén puestos en cómo se manejará Microsoft.  

Kotick, principal responsable de Activision Blizzard durante 31 años, fue presionado para que renuncie después de que se lo vinculara personalmente con informes de maltrato a mujeres y sugería que estaba al tanto de conductas sexuales inapropiadas en la empresa y que no hizo nada al respecto. Ante estas grandes denuncias y acusaciones, Kotick se disculpó y se comprometió a hacer cambios.

Según Bloomberg, Kotick en una entrevista había dicho que el trato no tenía nada que ver con la polémica que rodea a Activision o los llamados para que renuncie y que Spencer se había acercado a él el año pasado. El medio también aclaró que una persona familiarizada con las discusiones comentó que Microsoft había analizado la situación de Activision, por toda la atención negativa y la presión sobre Kotick, y se preguntó si el director general estaría dispuesto a hacer un trato.

Al inicio, Kotick no quería vender su empresa y comenzó a correr la voz para ver si alguna otra compañía superaría la oferta de Microsoft, según el medio ya mencionado. Sin embargo, con todas las denuncias y la mala fama, Kotick tenía poca influencia con su directorio.

Para entender lo mucho que le perjudicó estas denuncias a Activision Blizzard, la oferta de Microsoft es un 45% del precio de cierre de Activision el viernes. Pese a esto, le seguía conviniendo vender si lo comparaba con el desempeño de las acciones en la primera mitad del 2021 (antes de la crisis por las demandas). Las acciones alcanzaron un máximo de más de 100 dólares cada una en febrero y luego perdieron casi la mitad de su valor a finales de año.

RELACIONADO  Sony: ¿Cuánto cayeron las acciones luego de la adquisición de Activision-Blizzard por parte de Microsoft?

No nos olvidemos de que Activision Blizzard venía con problemas antes de que llegaran las denuncias. La pandemia también los perjudicó y tuvieron que retrasar dos de sus juegos más esperados. Con algunas de las franquicias de juegos más populares del mundo, incluidos Candy Crush, Guitar Hero, Skylanders, Destiny, Crash Bandicoot y muchos más, Call of Duty es una de las historias más importantes de Activision Blizzard. En 2020, el segmento de Activision de la compañía, casi todo Call of Duty, representó el 55% de las ganancias operativas de la compañía. Sin embargo, a medida que pasaba el tiempo algunos juegos se quedaron atrás en comparación al éxito que tenían. En 2021, los analistas de Baird publicaron un informe en donde decía que las búsquedas de Call of Duty y World of Warcraft cayeron un 32 % y un 44 %, respectivamente, con respecto al año anterior.

Por otro lado, que Microsoft comprara Activision Blizzard fue una sorpresa para muchos, más sabiendo que el año pasado, después de que se hicieran conocidas las denuncias, Spencer había dicho que la compañía tecnológica estaba reevaluando su relación con Activision y haciendo “ajustes proactivos”.

El anuncio de Microsoft sobre la compra de Activision Blizzard se vio reflejado en las acciones de la compañía tecnológica, las cuales cayeron alrededor de un 2% ayer por la tarde en Nueva York. “Reconocemos que después del cierre, tendremos mucho trabajo por hacer para continuar construyendo una cultura en la que todos puedan hacer su mejor trabajo”, explicó Nadella en una llamada con inversionistas el martes, según Bloomberg.

Xbox Game Pass Microsoft

La adquisición de Activision ayudará a impulsar los esfuerzos de juego más amplios de Microsoft y, en última instancia, su paso al metaverso con el juego como la primera pieza de monetización del metaverso”, escribió Dan Ives, analista de Wedbush Securities, en una nota a los inversores. “Con las acciones de Activision bajo una fuerte presión (problemas relacionados con el director ejecutivo/sobrecarga) en los últimos meses, Microsoft vio esto como una ventana de oportunidad para adquirir un activo único que puede impulsar su estrategia de consumo”.

Con Activision Blizzard en su poder, Microsoft y su Xbox podrían postularse como grandes competidores de Sony y la PlayStation. Call of Duty tuvo éxito en gran parte gracias a la plataforma en línea Xbox Live de Microsoft, que permite a los jugadores conectarse para partidas multijugador. Sin mencionar que la mayoría de los juegos de Activision están diseñados para ejecutarse en consolas Xbox.

Los juegos han sido clave para Microsoft desde nuestros primeros días como empresa”, anunció Nadella en una nota a los empleados, según Bloomberg. “Hoy en día, es la forma de entretenimiento más grande y de más rápido crecimiento, y a medida que los mundos digital y físico se unen, desempeñará un papel fundamental en el desarrollo de las plataformas del metaverso”.

Microsoft

Tengamos en cuenta que Microsoft planea seguir haciendo algunos juegos de Activision para PlayStation, pero también mantendrá contenido exclusivo para Xbox, según Bloomberg. “Solo les diré a quienes juegan juegos de Activision Blizzard en la plataforma de Sony: no es nuestra intención alejar a las comunidades de esa plataforma y seguimos comprometidos con eso”, aclaró Phil Spencer, CEO de Microsoft Gaming y jefe de Xbox, en una entrevista.

El servicio de suscripción Game Pass de Microsoft les da a los miembros acceso a todos sus juegos propios, los de los estudios que posee, sin cargo adicional y el día de su lanzamiento comercial. Además, al ser propietario de desarrolladores subyacentes, Microsoft puede agregar títulos de otros editores y así quedarse con los más populares de las plataformas competidoras, como PlayStation.

Xbox Game Pass

Según Anurag Rana, analista sénior de la industria de software de BI, Activision fortalecería aún más Game Pass y acercaría mucho más a Microsoft a Sony. “Game Pass tiene más de 25 millones de suscriptores y Blizzard tiene alrededor de 400 millones de jugadores activos en todo el mundo“.

RELACIONADO  Xbox Game Pass llegó a los 25 millones de suscriptores previos a la compra de Activision: juegos, futuro y proyectos

Además, según Bloomberg, Microsoft quiere introducirse aún más en los juegos móviles. El gigante del software explicó que su acuerdo por Activision permitirá a los jugadores disfrutar de títulos exitosos como Halo y Warcraftprácticamente en cualquier lugar que deseen”. El negocio móvil de Activision representa una “presencia y oportunidad significativa” para Microsoft, dijo la compañía.

Si bien la transacción fue aprobada por las juntas directivas de Microsoft y Activision Blizzard, la adquisición está sujeta a las condiciones de cierre habituales y a la finalización de la revisión regulatoria y la aprobación de los accionistas de Activision Blizzard. Se espera que el acuerdo se cierre en el año fiscal 2023, el cual termina en junio de 2023, hasta esa fecha, Activision será independiente con Bobby Kotick en la cabeza.

Comenta!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.