Review Sony ZV-E10: la evolución de las cámaras para creadores de contenidos, ahora con lente intercambiable

En Cultura Geek probamos la nueva cámara fotográfica Sony ZV-E10. Con un diseño compacto, lentes intercambiables y un sensor APS-C, ideal para creadores de contenido y aficionados a la fotografía. Conocela ¡en esta review!

El mundo de las cámaras fotográficas es muy amplio y podemos encontrar una gran cantidad de opciones en el mercado. Sin embargo, muchas veces encontrar una cámara que nos brinde una gran calidad fotográfica por un precio relativamente accesible puede ser difícil. Esta vez, Sony nos trae su nueva cámara, la Sony ZV-E10, que además de ofrecer imágenes sorprendentes, tendremos la posibilidad de intercambiar lentes, como una reflex profesional, un diseño compacto y un sensor APS-C.

La evolución fotográfica que los vloggers esperaban

Desde hace años que Sony se dedica a la fabricación de cámaras fotográficas, sin embargo, en 2020 la compañía presentó la ZV-1, su primera cámara 4K ideal para los vloggers. Equipada con un sensor de 1”, lente zoom incorporado, sistema de estabilización, pantalla LCD giratoria, audio mejorado con tres cápsulas de micrófonos y un filtro ND interno. Todo lo que un creador de contenido o streamer necesitaba.

La ZV-1 realmente llevó el concepto de la creación de contenido a otro plano. Esto permitió que aficionados o profesionales contarán con un equipamiento de calidad por un precio accesible si lo comparamos con las cámaras reflex, como Cannon o Nikon. Sin embargo, ahora, a un año del lanzamiento de este dispositivo, Sony lleva un paso más adelante el concepto de cámara Vlogging con la ZV-E10.

Diseño

Sony ZV-E10

El primer cambio que podemos notar en la nueva cámara fotográfica de Sony, en comparación al modelo anterior, es su tamaño. La Sony ZV-E10 tiene un diseño compacto y liviano con un tamaño de 115.2 x 64.2 x 44.8 mm y un peso de 393 gramos, incluida la batería. Esto la hace ideal para llevarla siempre encima, lista para grabar o capturar imágenes en cualquier momento y ocasión.

Este dispositivo esta equipado con una pantalla LCD OLED táctil de 3 pulgadas, 921K y un ángulo variable 176 grados con apertura lateral. A través de este display podremos no solo revisar nuestro encuadre y el escenario a fotografiar, también nos permitirá acceder al menú y además tomarnos selfies.

La Sony ZV-E10 posee un agarre cómodo, realmente se siente ligera a la mano, por más que busquemos un tiempo prolongado la mejor escena para obturar. Por otro lado, si hay algo de lo que no tendremos que preocuparnos es de que el dispositivo se resbale, ya que podremos tomarlo firmemente sin ningún problema.

Un detalle interesante es que podremos anexar un empuñadura ergonómica, la GP-VPT2BT con Bluetooth, que se vende por separado. Nos permitirá tener un manejo remoto y sencillo sin la necesidad de utilizar cables. Además, nos brindará un agarre más seguro e incluso podremos acceder a las operaciones de zoom y grabación u obturación con una sola mano.

Sony ZV-E10

Con respecto a los comandos de la Sony ZV-E10, en la parte superior de la cámara encontraremos el interruptor de encendido/apagado, selección del modo, el botón de Imagen/Película/S&Q, el dial de control y el botón de obturación junto con la palanca de zoom. Por supuesto también hallaremos, dos soportes para la correa, un adaptador de interfaz múltiple que servirá para anexar un Flash y también un micrófono interno.

En el lateral derecho tendremos dos tapas que esconderán: una toma para anexar un micrófono, puerto USB-C, el led de carga, un puerto HDMI y una toma para auriculares. En la parte frontal nos encontramos con el led indicador del autodisparador/lámpara de grabación, el botón de liberación del objetivo, la montura para el objetivo, el sensor de imagen y los sensores.

Por último, en la parte posterior nos encontramos con la pantalla, el botón de acceso al menú, el botón de Fn (función), la rueda de control, botón de guía de uso/eliminar y el botón de acceso galería. La cámara Sony ZV-E10 además cuenta con un micrófono direccional integrado de tres cápsulas que permite la grabación de sonido con una gran calidad, incluso en ambientes con mucha circulación de personas. En la parte inferior, por supuesto, encontraremos el compartimiento para colocar la batería del dispositivo.

Una nueva forma de ver la vida a través de una lente

Sony ZV-E10

Cabe destacar que Sony no escatimó en tecnología y le ofreció a los usuarios una cámara capaz de no tener que envidiarle nada a una cámara profesional. Y es que este dispositivo está equipado con un sensor Exmor CMOS tipo APS-C (23,5 x 15,6 mm) de 25MP y una montura tipo E que nos permitirá desmontar el lente e intercambiable. Además, cuenta con tecnología Fast Hybrid AF y Real-time Eye AF que brinda un enfoque rápido y dirigido, sin que se pierda en otro objetivo.

En lo que respecta al sensor, si lo comparamos con la lente de un smartphone, este sensor es más de 10 veces más grande, lo que permite obtener imágenes de gran calidad, detalle y balance de color. Esto es posible gracias a que el sensor está diseñado para maximizar la captura de luz, esto nos dejará tener como resultado final fotografías con menos ruido, incluso en entornos con poca iluminación.

Pero si nos centramos en el detalle de que este nueva cámara Sony nos permite cambiar las lentes tendremos la versatilidad de imagen. De esta forma, de acuerdo al escenario en el que nos encontremos o bien la escena que queramos grabar u obturar podremos instalar el lente ideal para la misma, y tendremos en nuestras manos casi una cámara profesional.

Por supuesto, tener un equipo con esta versatilidad no es suficiente, sino que también está acompañado por un software y componentes de configuración. Esto nos permitirá manejarnos con comodidad en cualquier situación de luz y ante cualquier objeto u escenario. Y es acá en donde entra el juego nuestro ojo de fotógrafo.

Sony ZV-E10

La Sony ZV-E10 cuenta además con zoom digital inteligente de 2x hasta 8x y en película hasta 4x. Este dispositivo posee soporte para memory Stick PRO Duo, PRO-HG Duo, Micro (M2), tarjeta de memoria SD, SDHC (compatible con UHS-I), SDXC (compatible con UHS-I), microSD, microSDHC y microSDXC.

Configuraciones y herramientas para la creación de contenido

Para poder crear contenido o simplemente sumergirnos en el mundo de la fotografía tenemos que tener un dispositivo que nos permita manipular la escena en busca de una toma real (o a gusto) con un buen contraste, brillos y color. Esto es lo que nos proporciona la nueva Sony ZV-E10.

En primera instancia tenemos que hablar de las posibilidades que nos brinda la configuraciones de ISO que tendremos. Por un lado, en fotografías podremos movernos en un rango de ISO de entre 100 a 32.000 o modo automático ISO 100-6.400. En cuanto a modo películas también podremos manipular el ISO en un rango de 100 a 32.000 y en automático de 100-6.400.

Respecto al tipo de archivos en los que guarda esta cámara tendremos por supuesto imágenes en JPEG (DCF versión 2.0, Exif versión 2.32, conforme a MPF Baseline) y RAW (formato ARW 2.3 de Sony) con opciones de configuración de formato en 1:1, 3:2, 4:3 y 16:9, con sus respectivas variaciones de MP que van desde los 24 a los 4MP. Por supuesto, contaremos con distintos tipos de efecto para utilizar como: cámara de juguete (Normal/Frío/Cálido/Verde/Magenta), color pop, posterización (color, blanco y negro), foto retro, clave alta suave, color parcial (R/G/B/Y), monocromo de alto contraste, tono monocromo enriquecido, enfoque suave, pintura HDR, miniatura, acuarela e ilustración. Además, tendremos modos creativos como: estándar, vivo, retrato, paisaje, puesta de sol, blanco y negro, sepia.

En lo que respecta a video, el formato de grabación es de XAVC S con audio LPCM de 2 canales y la compresión será MPEG-4 AVC/H.264. Contaremos con un resolución de grabación en 4K, es decir, 3.840 x 2.160 (4:2:0, 8 bits, NTSC) (aprox.) 30p (100 Mbps/60 Mbps), 3.840 x 2.160 (4:2:0, 8 bits, NTSC) 24p (100 Mbps/60 Mbps), 3.840 x 2.160 (4:2:0, 8 bits, PAL) (aprox.) 25p (100 Mbps/60 Mbps). También tendremos la posibilidad de grabar en cámara lenta con configuraciones en modo NTSC a 1 fps, 2 fps, 4 fps, 8 fps, 15 fps, 30 fps, 60 fps y 120 fps; y en modo PAL a 1 fps, 2 fps, 3 fps, 6 fps, 12 fps, 25 fps, 50 fps y 100 fps.

Sony ZV-E10

Ahora bien, si te preguntás cuál es la diferencia entre el modo NTSC y PAL hacemos una breve pausa y te lo explicamos. La principal diferencia entre ambos formatos es la frecuencia de imágenes por segundo, en NTSC tendremos 30 fps (fotogramas por segundo) y en PAL 25 fps. Por supuesto, ambos formatos utilizan un número de líneas por imagen diferente y como resultado dan una resolución distinta.

En esta cámara Sony tendremos distintos modos de películas como: la visualización del nivel de sonido, nivel de grabación de sonido, selector de PAL/NTSC, grabación proxy (1.280 x 720 [9 Mbps aprox.]), código de tiempo/Bit de usuario, obturador lento automático y asistente de visualización de gamma. Por supuesto tendremos el control total de la exposición, balance de blancos y la selección de tipos de enfoque como rápido, de 425 puntos (enfoque automático con detección de fases), AF-A (enfoque automático), AF-S (enfoque automático de captura sencilla), AF-C (enfoque automático continuo), DMF (enfoque manual directo) y enfoque manual.

Rendimiento

En lo que respecta al rendimiento, primero tenemos que mencionar que el dispositivo cuenta con una batería capaz de soportar hasta 440 capturas con clasificación CIPA u 80 minutos de captura de video continua, por lo que podríamos decir que es un punto un poco decepcionante. Sin embargo, nada es lo que parece, la teoría a veces no se aplica a la práctica, ya que supera estas medidas sin ningún problema. Pero un detalle a tener en cuenta es que, si vas a tener un largo día de grabación o una maratón fotográfica, nunca esta de más llevar una batería adicional.

El control de la Sony ZV-E10, una vez que nos familiarizamos con el dispositivo, sobre todo si es tu primera cámara, es muy sencillo. En principio nunca está demás interiorizarnos con el manual y el menú, las configuraciones y componentes que hacen al dispositivo, esto nos permitirá luego tener un manejo rápido y sencillo. Por supuesto, es importante personalizar las funciones básicas de la cámara para luego solo preocuparnos por el manejo de la exposición, balance y demás.

En cuanto al rendimiento general en cuanto a fotografías y video es muy bueno. Las imágenes que logramos obtener con la Sony ZV-E10 son realmente sorprendentes, los colores están bien saturados, tienen un buen nivel de contraste, aunque cabe aclarar que todo estará supeditado a la configuración con la que obturemos. Lo mismo sucederá con los videos, este apartado tiene un rendimiento muy bueno, además, los micrófonos integrados proporcionan un audio de calidad bastante bueno, incluso en zonas de mucho ruido.

Un detalle no menor es que no tendremos visor, es decir que el escenario a obturar o grabar lo visualizaremos solo en la pantalla TFT de la cámara y no tendremos la posibilidad de verlo en el visor como sí lo permiten las reflex. Si bien puede ser un detalle menor para los vloggers, puede no serlo para quienes busquen una cámara para introducirse en el mundo fotográfico.

Además, un detalle interesante es que nos da la facilidad de compartir películas y fotografías 4K después de capturar a nuestro smartphone. También, podremos editar los videos directamente desde nuestro dispositivo móvil desde la aplicación Imaging Edge Mobile. Por último, si conectamos la cámara a la computadora o Sony Xperia mediante cable USB Type-C podremos utilizarla como cámara externa y transmitir en vivo para nuestros seguidores.

Conclusión

Salvo algunas generalidades, la cámara Sony ZV-E10 realmente es una herramienta ideal para los creadores de contenido o streamers. Este dispositivo brinda un diseño atractivo, compacto y fácil de transportar. Además, por supuesto nos presenta la posibilidad del intercambio de lentes, con la opción y elección de lentes según el escenario en el que nos encontremos, para poder utilizar el objetivo ideal.

Con la Sony ZV-E10 podremos obtener imágenes de gran calidad y videos con una buena imagen, dignos de poder subirse a la red. La nueva cámara Sony tiene un valor aproximado de 84.999 pesos y si bien no es económico, si buscamos algo similar en cámaras profesionales reflex los valores inician en los 120 y 150 mil pesos.

Comenta!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.