MacBook Pro Touch bar: review extendida tras un mes de uso

En Cultura Geek probamos la nueva MacBook Pro que viene con el amado y odiado Touch Bar en el teclado. La usamos durante un mes, todos los dias, y te contamos todos sus detalles y nuestras opiniones, en ¡ésta review!

Apple está constantemente intentando dar el salto en cuanto a nuevas tecnologías o tendencias, en sus productos, y  la MacBook Pro no es la excepción. Quizás más aun, en la nueva línea Macbook es donde más arriesgan con cambios, adiciones y por que no, eliminando características útiles de las versiones anteriores.

Para esta review, cabe aclarar que la comparamos tanto con la Macbook Air, como con la Macbook Pro del año anterior como punto de referencia. En este caso probamos no sólo el hardware, sino también el Touch Bar que reemplaza las viejas teclas “F” a las que tanto estamos acostumbrados aunque nunca les prestemos atención. Sobre todo porque en notebooks modernas las “F”s estan con tipografía pequeña, y generalmente tienen grabado algún icono para manejo rápido, como por ejemplo subir y bajar el brillo, el volumen, mutear los parlantes, y otras opciones.

¿Cómo sería si esas teclas se pudieran no sólo configurar a gusto, sino que además puedan mostrar un icono adecuado a la tarea que les asignamos? Ahí entra la brillante idea de la barra Touch Bar, en donde según el programa o aplicación que estemos utilizando va a cambiar sus iconos para mostrarnos tareas relacionadas, y con dibujos que nos hagan más sencillo recordar su función, desde lapices y pinceles en un software de dibujo, las pestañas que tenemos abiertas en un navegador, o hasta emojis al utilizar Whatsapp web.

RELACIONADO: WWDC 2017 – Apple presentará el futuro de iPhone y Mac en Junio

El selector de pestañas que nos muestra el navegador en la TouchBar.

Pero la MacBook Pro no es solo un Touch Bar bonito, sino que también incluye hardware de primera linea. En nuestro caso, optamos por nuestra Macbook via la página de Apple, donde elegimos la versión con el procesador Intel Core i5, 16 Gb de RAM y un disco de estado sólido de 512gb, que si bien no son suficientes como para alinearla en la más alta gama de hardware en notebooks, es más que suficiente para la mayoría de los profesionales que necesitan trabajar con un equipo móvil. Además, la gran opción de comprar la Mac online y no en un Macstore es que, si estamos dispuestos a esperar diez días, podemos pedirla con la entrañable Ñ que tan difícil es de conseguir en los Estados Unidos (sí se consigue en España, o en otros países de latam, pero con un precio mucho más elevado). El equipo pesa sólo 1.3 kg y trae el nuevo Force Touch trackpad con sensibilidad a la presión, otro punto en que se destaca de la competencia.

Como destacado en todo equipo de Apple, uno de sus aspectos más sobresalientes en cuanto a rendimiento general es su sistema operativo MacOS, que difiere mucho con el popular Microsoft Windows, pero que le da una estabilidad tremenda gracias a la robustez con la que es desarrollado. Si las herramientas con las que trabajamos están disponibles para MacOS, vamos a estar muy satisfechos con el rendimiento general del equipo, tanto por su software, como por su hardware. Que tenga 16 Gb de RAM nos permite trabajar con tareas pesadas como por ejemplo edición de video o imágenes sin ningún tipo de problema (viene con Intel graphics 550), pero la versión de 8Gb no se queda atrás.

RELACIONADO: El primer Apple Store de Argentina podría abrir en 2018

Si hablamos de su exterior, hay que adorar su pantalla Retina Display de 15 pulgadas, que tiene una definición excelente (Apple acusa tener 67% más de brillo que la anterior), sin duda una de las mejores pantallas que se pueden encontrar en el mercado. Ideal para quienes trabajan con imágenes y deben ver hasta el más mínimo detalle con la mejor nitidez y color posible. La pantalla es ultra delgada, y creemos que por ese motivo decidieron abandonar el clásico logo iluminado de la manzana (una gran pérdida estética que extrañamos), y en cambio nos dejaron uno más parecido al del iPhone que parece una especie de manzana espejada metálica. No es exactamente algo negativo, pero es triste ver como de la nada se terminó una característica clásica de las MacBooks.

En cuanto a diseño del equipo, su reducido tamaño con semejante potencia y elegancia lo pone muy por arriba que sus competidores, pero así también lo pone por arriba en precio. Este diseño vanguardista y minimalista, con apenas unos 11 milímetros de grosor, fue la causa de otra gran perdida en este equipo, los puertos USB estándar. Apple continuó con su migración a USB-C, de los cuales trae cuatro en total. Si o si al costo del equipo vas a tener que sumarle el de los adaptadores, porque por más que Apple lo intente, no vamos a dejar de usar Pendrives USB, discos externos y similares.

El disco rígido de la MacBook Pro con Touch Bar es del tipo SSD (se puede optar por 256, 512 o 1TB), por lo que las instalaciones o las cargas de los programas van a velocidades muy altas y esto genera que muchas tareas se vuelven casi instantáneas.  En tan sólo uno o dos segundos se cargan muchas aplicaciones estándar de uso diario.

Su gran novedad sin duda es el ya mencionado Touch bar. Después de usar la Macbook todos los días, varias horas por día durante un mes, podemos sin duda decir que no sñolo queda “lindo” sino también que sirve, pero esto va a depender muchísimo de como se adapta a diferentes programas y desarrolladores para que sea cada vez más útil. Poder ver las pestañas abiertas, subir y bajar volumen e interactuar con esa pantalla horizontal es excelente para el trabajo, pero para redactores que no miramos tanto el teclado, nos es un poco difícil acostumbrarnos a usarla luego de tantos años de mirar netamente a la pantalla.

Dentro del Touch bar tenemos también un lector de huellas que sirve igual que el del teléfono para desbloquear y hacer compras, un botón para interactuar con Siri (que jamás vamos a usar) y luego las variables dependiendo de los programas o navegadores como Safari y Chrome. Si estás en un chat, te aparecen los emojis y las palabras con corrección (igual que el teclado del celular), también colores y fuentes, y a la hora de navegar o ver videos tenemos la barra de tiempo de Youtube, volumen, brillo y muchas adiciones más que sólo suman y no restan en nada.

En cuanto a las otras “Novedades” o sorpresas que nos llevamos, es que viene con unos potentes parlantes estéreo (muy superiores a la versión anterior), y un detalle a tener en cuenta es que no tiene leds indicadores de ningún tipo, haciéndose especialmente molesto cuando enchufamos la MacBook con la tapa baja y no sabemos si esta cargando o no (¿En que estaban pensando los muchachos de diseño en este punto?). Además una lamentable idea de Apple fue eliminar los cables magsafe con imán (de gran utilidad por si alguien se enganchaba el cable y nos tiraba la compu) y sólo permitir la carga via Cable USB-C que al conectarla, perdemos sin duda un conector.

Finalmente, un tema importante a mencionar es que Apple indica que la duración de la batería ronda las 10 horas, pero la realidad es que con un uso moderado del equipo sólo logramos llegar hasta poco más de 6 horas corriendo Safari y otros programas de bajo consumo. No es despreciable, pero no es lo que prometen, en donde seguramente la prueba la realizaron con muy pocas cosas corriendo en el equipo. Ojo con Chrome, si utilizás este navegador, es probable que la batería no supere las 3 horas, quizás el punto más bajo de toda la review.

 Esta disponible en los colores plateado y gris oscuro, y la versión básica de intel I5, 8GB y disco de 256 consigue por unos 2000 U$S, y es aquí donde estamos en problemas, porque el hardware es muy bueno, el software es muy bueno, pero si no tenemos una notebook lo suficientemente desactualizada, se complica recomendar gastar 2000 U$S solo para obtener un Touch Bar, sobre todo quienes ya poseen algún modelo anterior, de los ultimos dos años de MacBook pro. Pero si sos amante de las “macs”, el touchbar , la potencia, y su diseño van a hacer que se te caiga la baba.

2 Comments

  1. Pingback: Proyector de Sony convierte superficies en pantallas táctiles - Cultura Geek

  2. Pingback: Review Vaio Fit 15s: una notebook clásica, hogareña y elegante - Cultura Geek

Comentate algo: