JAMSTEC: la agencia japonesa quiere ir al centro de la tierra

La Japan Agency for Marine-Earth Science and Technology (JAMSTEC) tiene un equipo de científicos internacionales que tienen como meta a cruzar el limite que nunca ha llegado el ser humano: el manto de la Tierra.

Llegar al centro de la Tierra es algo que capturó la imaginación de la humanidad desde siempre, pero ¿cómo hacerlo? Por su ubicación tectonica se cree que Hawái es el lugar correcto para acceder a las entrañas de nuestro mundo. Pero para eso hay que investigar intensamente la estructura subterránea de la zona para encontrar un lugar adecuado para la perforación. Por eso, desde JAMSTEC estudiarán el espesor y la temperatura de la corteza a través de un sistema de ondas sonoras.

Para ello se utilizará el buque de perforación cientifica de aguas profundas de Chikyu de Japón, que comenzará a realizar este tipo de maniobras a partir del 2020.

El costo del proyecto seriá de más de 500 millones de euros. Uno de los temas centrales de esta travesia seria la alta temperatura que alberga el interior de la Tierra. “Será necesario utilizar soluciones técnicas respecto a las altas temperaturas que excederán probablemente los 250ºC. Igualmente, se requerirá de un complejo sistema de soporte logístico para permanecer en el sitio de perforación durante todo el periodo“, explican los científicos de JAMSTEC.


Los materiales necesarios para perforar el manto terrestre deberán ser muy avanzados tecnológicamente, ya que el manto de la Tierra representa el 80% de la masa terrestre y está situado a unos 10 km por debajo del oceáno aproximadamente.

Hay que tener en cuenta que la corteza oceánica, de unos seis kilómetros de espesor, es más adecuada para llegar al manto, ya que es más delgada que la corteza continental, que tiene decenas de kilómetros de espesor. Hasta el momento el agujero más profundo que se haya perforado nunca tiene 13 kilómetros y está en Rusia, en la Península de Kola. Es un hoyo excavado en 1962 como un proyecto científico. Y la perforación submarina, mayor realizada hasta la fecha, se encuentra en Nueva Zelanda y tiene 2 km de profundidad.

RELACIONADO: Científicos recrearon animales extintos con impresoras 3D

En declaraciones los científicos japoneses confiesan que “el desarrollo de una ligera y robusta tubería para perforar 6 kilómetros por debajo del mar siempre ha sido un desafío“, pero que “la perforación es ahora posible desde el punto de vista técnico, en parte, gracias a la aparición de nuevos materiales“.