Carrie Fisher murió a los 60 años: la evolución de la Princesa Leia en Star Wars

Carrie Fisher, protagonista de la saga original de Star Wars, murió el pasado martes 27 tras sufrir, días antes, un ataque cardíaco rumbo a Los Ángeles. Como nuestro pequeño homenaje, hacemos un repaso de su historia como la entrañable y heróica Princesa Leia.

Carrie Fisher, conocida por darle vida a la intrépida princesa Leia en la saga original de Star Wars, murió a los 60 años tras haber sufrido, días antes, un paro cardíaco en el aeropuerto de Los Ángeles el pasado 23 de diciembre. La actriz recibió reanimación cardiopulmonar durante 15 minutos y fue trasladada al hospital más cercano. El domingo 25, la madre de Fisher, Debbie Reynolds, escribió en su cuenta de twitter que “Carrie se encontraba estable” y agradeció las plegarias de los fans. Pero, lamentablemente, el martes 27 se confirmó su muerte, que nos deja un legado de películas y el recuerdo de su más famosa línea: “Ayúdame Obi Wan, sos mi única esperanza”.

RELACIONADO – Carrie Fisher, la princesa Leia, sufrió un ataque cardíaco en un avión

En una declaración publicada por la revista People, la familia de Fisher confirmó la triste noticia: “Con gran tristeza Billie Lourd confirma que su amada madre Carrie Fisher falleció esta mañana a las 8.55. Fue amada por el mundo y será profundamente extrañada.” Un detalle particularmente triste es que Fisher pasa a mejor vida sin haber recuperado jamás la conciencia después de su paro cardíaco en el vuelo a Los Ángeles, según publica TMZ.

La actriz se encontraba en una gira promocional de su libro The Princess Diarist, en el cual contó anécdotas de la época en que se encontraba filmando las películas de Star Wars e incluso un romance con Harrison Ford (que podés leer en esta nota) y su última aparición en cine fue con su emblemático personaje en The Force Awakens.

Hija de Debbie Reynolds y Eddie Fisher, Carrie se vio inmersa en el mundo de Hollywood desde muy pequeña. Con una gran carrera como actriz, escritora y productora, Carrie Fisher vivió una vida de altibajos emocionales transitando por depresión, abuso de substancias y bipolaridad.

A los 60 años, Carrie Fisher deja un legado de superación y aprendizaje para todo el mundo y sólo queda decir que la Fuerza la acompañe. 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.